dilluns, 13 de juny de 2005

LA VANGUARDIA DIGITAL - Agua: el camino más fácil Según la propia ACA, en el 2003 el consumo de agua para usos agrícolas y ganaderos era el 49,2%, para usos industriales el 32,8% y para usos domésticos el 18%. Ahora bien, en el 2005 los agricultores no pagarán ningún impuesto y los ganaderos (hasta ahora exentos) harán, por primera vez, una pequeña contribución simbólica. Sobre la industria recaerá, pues, más de un 65% del recargo adicional, unos 44,5 millones de euros en el 2005. La situación es paradójica. Los consumidores mayoritarios y que más agua malgastan, los agricultores, no pagarán nada y el sector más contaminante con gran diferencia, los ganaderos, hará una aportación simbólica.