dissabte, 29 de setembre de 2007

El Tribunal Constitucional decide que su presidenta no pueda votar sobre la reforma de la institución
Esto provocaría la substitución de María Emilia Casas y el dominio del sector conservador en el tribunal a la hora de resolver determinados recursos, como el del Estatut de Catalunya

Anem eliminant jutges fins que la justícia sigui tan justa que no sigui necessari ni emetre veredicte perquè ja el sabrem tots.

I ara llegiu aquesta notícia i els dos comentaris (a La Vanguardia) tots junts i a veure quina impressió en traieu.

Mas ve "aún más oportuno" un nuevo referéndum si se recorta el Estatut ante la desconfianza hacia el Constitucional

Lo mejor es que Cataluña se independice de España. Así, las leyes catalanes no tendrán que depender ni de las leyes españolas, ni de los tribunales españoles.

¿Quién puede confiar en la independencia del TC?, ¿de qué vale el voto del 90%del Parlament?, qué calvario,...

0 comments: